Investigadores del HNP descubren el valor terapéutico de una molécula del aceite de oliva para la lesión medular

El grupo de investigación multidisciplinar del de Toledo, que dirige el Dr. Julian Taylor, ha descubierto cómo un componente principal del de oliva en combinación con la albúmina tiene un alto valor terapéutico en el tratamiento de la lesión medular. El complejo, registrado por la Fundación del HNP para la Investigación y la Integración como una patente de uso, ha sido licenciado a la empresa farmacéutica Lipopharma para su posible explotación industrial y comercial. Los estudios del grupo de científicos, compuesto por especialistas que provienen de la investigación básica y clínica, apoyan la idea de que un complejo compuesto por un ácido graso Omega 9 en combinación con la albúmina promueve la recuperación funcional después de la lesión medular incompleta.

Los resultados de los últimos estudios realizados en España por los doctores Medina y Tabernero, del Instituto de Nerurociencias de Castilla y León (INCYL) de la Universidad de Salamanca, ya mostraban el efecto neurotrófico del complejo ácido -albúmina”. Los inventores del nuevo fármaco el fisiólogo Dr. Julian Taylor, el biólogo Gerardo Ávila, con la colaboración de la bioquímica Iriana Galán y el fisioterapeuta Julio Gómez, han observado experimentalmente en roedores que este complejo no sólo potencia la recuperación motriz temprana, sino que, además, reduce el desarrollo de otros síntomas secundarios perjudiciales, como la espasticidad y el dolor neuropático.

Según la Profesora T. Michael-Titus del “Blizard Institute of Cell and Molecular Science” de Londres las investigaciones, publicadas en un artículo en el último número de la revista científica PLoS ONE, muestran “un potencial clínico terapéutico del ácido oleico para la lesión medular, gracias a la novedosa combinación del ácido-oleico con la albúmina”.

Sorprendentemente, los inventores han encontrado que el medicamento funciona a la vez como un fármaco neurotrófico, anti-inflamatorio y analgésico, sin producir efectos secundarios importantes y, debido a sus propiedades de seguridad y tolerabilidad, este tratamiento podría tener una alta posibilidad de traslación al ámbito clínico. Los resultados han sido aún más interesantes a la vista de que otros estudios similares no identificaron un beneficio del ácido oleico, que sugiere que sus efectos son debidos a su combinación con la albúmina. “El ácido oleico puede ligar con albúmina que resuelve los problemas de solubilidad y transporte, lo que puede explicar su actividad excepcional” según el Dr. Alfonso Fernandez-Mayorales, del Instituto Química Orgánica del CSIC en Madrid.

A través de la colaboración con la empresa farmacéutica mallorquina Lipopharma, se está profundizando y explorando nuevas formulaciones y derivados del producto para optimizar su perfil de eficacia para su futura administración en humanos lo que, según la profesora T. Michael-Titus “podrá facilitar la traslación e iniciación de los primeros estudios clínicos exploratorios de la molécula “.

Un ácido graso muy cercano

Se da además la curiosa circunstancia de que el citado ácido graso con el que se han llevado a cabo los experimentos es especialmente abundante en las de variedad que se cultivan en la , ciudad donde se encuentra el Hospital Nacional de Parapléjicos, centro perteneciente al Gobierno de Castilla-La Mancha .

Trascendencia de la investigación

Aproximadamente 300.000 personas en Europa padecen lesión medular, la mayoría de ellos con síntomas devastadores, no sólo por la disminución de la capacidad motora voluntaria, sino también por el desarrollo del dolor neuropático y la espasticidad, que son dos trastornos fisiopatológicos que impactan directamente en la calidad de vida del paciente. La dificultad en el tratamiento de las fisiopatologías después de una lesión medular se debe en parte, a los múltiples mecanismos iniciados después del daño en el y sobre todo a la importancia de aplicar un tratamiento durante las primeras horas después de la lesión. En muchos casos la única esperanza del paciente es una recuperación motora rudimentaria mediante un entrenamiento después de la lesión medular parcial.

Uno de los síntomas más importantes que se producen después de la lesión medular es la pérdida, parcial o completa, dependiendo del grado y nivel del trauma, del movimiento voluntario. A esta pérdida le sigue una fase de “shock” inicial y después existe una fase en la que se da una recuperación limitada llamada “espontánea”. La pérdida de la función motora se refleja en la disrupción de los nervios que origen desde el cerebro y una fase de “shock” de los circuitos medulares por debajo de la lesión medular.

También el dolor neuropático y la espasticidad son síntomas molestos e incapacitantes asociados con la lesión medular, que interfieren directamente sobre la rehabilitación del paciente y su reincorporación a la comunidad, debido a un empeoramiento progresivo en su calidad de vida. En Europa se calcula que 200.000 personas con lesión medular padecen de dolor neuropático y espasticidad. La eficacia de los tratamientos farmacológicos convencionales para el tratamiento del dolor neuropático y la espasticidad es limitada, paliativa y, frecuentemente, dichos tratamientos están asociados con efectos secundarios significativos, como por ejemplo, somnolencia, fatiga muscular y efectos psicológicos adversos.

Más información

Sobre la Patente

http://patentados.com/patente/complejos-albumina-acidos-grasos-monoinsaturados-omega-9/

Sobre el grupo :

http://www.infomedula.org/index.php?option=com_content&view=article&id=66&Itemid=237&lang=es

Información obtenida de:
http://www.infomedula.org/index.php?option=com_content&view=article&id=814%3Ainvestigadores-del-hnp-descubren-el-valor-terapeutico-de-una-molecula-del-aceite-de-oliva-para-la-lesion-medular-&catid=35%3Ahospital&lang=es

Tags: , , , , , , , , ,

Leave a Reply